La escuela de música vacía las arcas municipales al hacer una compra de 1.500 triángulos que «eran necesarios»

Han primado la compra de triángulos sobre las claves y las panderetas.

La escuela de música de la ciudad ha puesto en serio peligro la solvencia de las arcas municipales para afrontar los pagos de los funcionarios. De esta manera, la dirección de la escuela ha hecho una compra que consideraban necesaria para seguir dando arte al público lucenses  y han adquirido 1.500 triángulos de bronce para sus próximas clases y conciertos.

El Ayuntamiento, que todavía no conoce quien ha cedido el pin de la tarjeta de crédito a la escuela de música, piensa ahora en revender parte de los aparatos adquiridos en eBay, Wallapop u otras plataformas de segunda mano y asi poder afrontar la navidad con los funcionarios de una manera lo más llevadera posible.

Comentarios

comentarios