Varios okupas intentan hacerse con el control del parking precintado de A Milagrosa para construir su propia urbanización

El incidente se saldó con dos okupas heridos

El parking precintado por la policía local el pasado martes en A milagrosa, ha sido objeto de un intento de ocupación la pasada madrugada. Al haber quedado libre el inmueble, varios okupas de la zona se dirigieron al local para intentar convertirlo en un lugar de reunión social.

La policía local, fue alertada por los vecinos cuando varias personas se encontraban ‘carretando’ muebles al interior del edificio. “Ya habían montado un salón y varios dormitorios en el bajo y un gran cartel con el nombre de ‘OKP Residencial’ presidía el lugar” afirmaba uno de los policías que intervinieron en la operación

Comentarios

comentarios